Infanto-juvenil

La mayoría de los hábitos de salud en general, y en especial, de salud reproductiva, se adquieren en la etapa de la adolescencia. El objetivo es ofrecer una atención especializada a las niñas y jóvenes adolescentes que precisen de una consulta ginecológica o bien por asesoramiento o bien por orientación diagnóstica y tratamiento.

Se trata cada caso de forma individualizada ofreciendo:

Prevención:

  • Asesoramiento sobre hábitos de salud
    • Sexualidad 
    • Anticoncepción
  • Primeras revisiones ginecológicas

Control de patologías:

  • Transtornos menstruales
  • Transtornos del desarrollo puberal
  • Hirsutismo, Síndrome del ovario poliquístico
  • Malformaciones genitales
  • Alteraciones desarrollo mamario
  • Patología anexial
  • Seguimiento ginecológico en enfermedades crónicas
  • Preservación de la fertilidad